SOCIAL MEDIA

Una columna de fuego, Ken Follett

30 noviembre 2017


Cuando Ken Follett sale a relucir a mi alrededor como tal, como el gran contador de historias que es, irremediablemente se me viene a la cabeza que estamos ante palabras mayores. Es una sensación de lo más coherente e incuestionable, ¿verdad? Una Columna de fuego es su última obra, repleta de intrigas, conspiraciones, enmarcada en Sevilla, entre otras ciudades y lugares maravillosos legendarios.

Nos situamos en pleno y álgido siglo XVI, cuando Ned Willard está de camino a casa, a Kingsbridge, tras haberse pasado varios años fuera. Viene con el deseo de casarse con Margery, hija del alcalde de la ciudad, pero la mentalidad y principios de Ned están lejos de ser bien vistos, y una posible unión será imposible. El caos hará acto de presencia y Ned se verá obligado a marcharse y dejar todo atrás. Sin embargo, un encuentro fortuito con William Cecil lo convencerá para comenzar a trabajar para Isabel de Tudor. Y de la mano de otros personajes repartidos en diferentes lugares, como el hermano de Ned, Barney, que vive en Sevilla, o Sylvie y Pierre de Aumande, en París, con su peculiar visión de la religión, el lector irá saboreando con deliciosa lentitud las características más bellas y también oscuras del ser humano, sus emociones, sus diferentes y profundas formas de pensar, el odio, la fe, la traición y un largo y real etcétera; unas características que bien nos puede recordar a la actualidad. Respecto al contexto histórico, el autor lograr que el lector se impregne de él, de la atmósfera tan bien planteada y de la espectacular documentación, porque, si cierras los ojos, fácilmente te puedes ver caminando entre las calles de Sevilla, Londres o París y disfrutar plenamente. Además, también nos encontramos con importantes figuras históricas, que traen consigo conflictos, intrigas, complots y demás elementos muy sugestivos y llamativos. Una trama verdaderamente completa y vibrante.

En definitiva, Una columna de fuego, de principio a fin, es un relato apasionante, envolvente, repleto de acción y sucesos que convierten a la novela, a pesar de sus casi 1000 páginas, en una lectura terriblemente ágil y trepidante. En general, lo tiene todo; es una aventura épica constituida por el amor y el odio en todas sus vertientes, la venganzas, las intrigas, penalidades y secretos más ruines. Se trata de una obra majestuosamente desarrollada, con rigor, credibilidad y coherencia.
★★★★☆

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

  2. ¡Buenos días bonita!

    No he leído el libro ni nada del autor (al ser tochos tan considerables nunca me animo) pero viendo lo bien que nos hablas de este libro quizá le doy una oportunidad :)

    Gracias por la reseña,

    un besito, y nos leemos^^

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola bonita!

    Justo el mes pasado me compré Los pilares de la Tierra y Un mundo sin fin. Espero leermelos pronto y que caiga también éste. Tiene pinta de ser una trilogía estupenda.

    Abrazos!

    ResponderEliminar
  4. Algún día me atreveré con este género y con este autor, buen post ;)

    ResponderEliminar